Moodle Cualitativo, Parte III: Investigación de Mercado Ágil

0
805
Qualitative Moodle Series | Moodle Cualitativo
"Qualitative Methods Books" by Casey Fiesler Licensed under CC-BY 2.0 Original source via Flickr

Available in English.

En esta serie de tres entregas, esperamos traer a luz algunas de las ventajas de los métodos de investigación cualitativa en la educación, mediante casos de estudio que ilustren maneras de implementar actividades de Moodle, en conformidad con cada método y contexto.

Proyecto Tres: Investigación de Mercado Ágil

Nuestro último proyecto se centra en las narrativas como herramientas de persuasión. .

El uso de los enfoques cualitativos en el desarrollo de nuevas formas de hacer cosas es más que una buena idea. Prácticamente todas las grandes compañías de diseño e innovación realizan investigación cualitativa en el desarrollo de un nuevo producto. Algunos conceptos de moda como “Design Thinking (“Pensamiento de Diseño”), son técnicas cualitativas de investigación.

La idea de pensar en los estudiantes como un “mercado” puede que no sea cómoda. En este contexto, solo debe entenderse como que una intervención educativa (lección, curso o programa) es un “producto” con múltiples beneficios para el estudiante: incremento de sus habilidades y capacidades. Como cualquier otro producto, el hecho de que los beneficios sean significativos no los hace automáticamente llamativos, por lo que se hace necesario promocionarlos hacia sus mismos beneficiarios.

Una vez mas, encontramos múltiples enfoques en los que los métodos cualitativos pueden dar a los educadores luz acerca de la forma que las intervenciones de aprendizaje pueden tomar, de acuerdo a las necesidades, deseos e intereses de los estudiantes.

#1: Los métodos más comunes, y directos, podrían agruparse bajo el nombre de “Entrevista”: Consiste, básicamente, en estar haciendo preguntas todo el tiempo. Las maneras de introducir preguntas a lo largo de una intervención son variadas. Puede haber espacios para entrevistas individuales, en pequeños grupos, o en plenarias. Las respuestas pueden ser registradas mediante audio o video, o solicitarse de forma escrita. Lo importante es que se facilite una conversación, que se convierta en una fuente de información que permita agudizar la práctica. Cada nueva instancia debe ayudar a identificar con mayor claridad las estrategias que funcionan, y las que no.

#2: Caminos un poco más sofisticados podrían recibir el nombre de “Algoritmos Genéticos”: Con base en esta común práctica de la ciencia de datos, un algoritmo genético consiste en probar distintos enfoques de manera puntual y frecuente, registrar su desempeño, y mantener solo los que producen los mejores resultados. Esto facilirará afinar planteamientos y depurar defectos en las intervenciones.

#3: Por último, la aplicación de técnicas cualitativas no significa prohibir el apoyo de instrumentos cuantitativos. La información estadísitca puede ser clave a la hora de guiar procesos y diseñar nuevos enfoques cualitativos.

Antes de finalizar, conviene hacer énfasis en uno de los aspectos claves de este proyecto: La “agilidad”.

Con el fin de hacer un enfoque ágil, éste debe ser susceptible de mejorar bajo la marcha, a raíz de nuevos hallazgos provenientes de información de desempeño recolectada mediante un ritmo lo más cercano posible al tiempo real. La clave del éxito en enfoques ágiles en investigación cualitativa puede sonar paradójica, pero no tiene nada que ver con la velocidad. En lugar de eso, se trata de hacer énfasis en la eneración de evidencias respecto a aquello que pueda ser mejorado constantemente.

Una manera de lograr que esto suceda es mediante la aplicación de herramientas de investigación cualitativa para el proceso de diseño de las intervenciones mismas, una práctica que podría ser llamada “metainvestigación cualitativa”. Registrando meticulosamente la forma en que la investigación está tomando forma, hará mucho más fácil identificar formas de consolidarla e incrementar su calidad, significancia y efectividad.